Regresar a menú anterior.

ULTRASONIDO 2D, 3D Y 4D

El ultrasonido que se utiliza para examinar al bebé dentro del vientre materno se ha hecho más sofisticado con el paso del tiempo. Primero apareció el denominado de segunda dimensión (2D), que muestra imágenes planas que sólo pueden ser interpretadas por un ginecólogo; posteriormente, surge el de tercera dimensión (3D), que agrega volumen al 2D y, por tanto, las imágenes definen de mejor manera la anatomía del bebé. Tomando como base la tecnología de este último, se desarrolló el de cuarta dimensión (4D), que incluye el movimiento y transmisión de imágenes en tiempo real.

Al permitir distinguir mejor todas las partes del cuerpo del bebé, se simplifica el conocimiento de su desarrollo anatómico y orgánico, además de que se puede saber su sexo con una certeza del 100 %. También es posible ver cuando se estira, si abre o cierra las manos, y se aprecia claramente su cara y los movimientos de su boca; asimismo, pueden reconocerse sus actitudes, Todo ello representa ventajas al médico cuando verifica el estado de salud del feto, ya que puede realizar un diagnóstico más preciso y detallado.

Pero eso no es todo, también es posible ver sus órganos internos, lo cual se logra mediante la utilización de una técnica llamada multiplanar, que permite el análisis de estructuras. Así, puede estudiarse el cerebro, corazón, hígado, riñones y vejiga, para comprobar que su funcionamiento sea normal.

Las ventajas que tiene este avance científico sobre el 2D es la obtención de imágenes mejor definidas y fácilmente reconocibles, ya que se recrea la superficie de las partes del organismo del feto. En cuanto al 4D, la superioridad radica en el movimiento. Así, para muchas mamás será más fácil reconocer a su hijo porque puede verse en el monitor prácticamente como un bebé que ya nació, con la excepción de que su piel no se distingue muy bien.

Este tipo de ultrasonido resulta de gran utilidad cuando los fetos tienen malformaciones o defectos congénitos, pues es posible apreciarlos claramente.